Oleg Salenko

Oleg Anatólievich Salenko. Nació el 25 de octubre de 1969 en Leningrado (Hoy San Petersburgo). Jugador ruso que se le recuerda por anotar cinco goles en un solo partido dentro de una Copa del Mundo.

Este récord lo posee desde el 28 de junio de 1994, cuando en el Mundial de Estados Unidos le marcó en cinco ocasiones a la selección de Camerún, dentro de la primera fase del torneo. Un gol más contra la Selección de Suecia le bastó para llevarse el Botín de Oro junto con el búlgaro Hristo Stoichkov. No pasaría gran cosa con Rusia en ese Mundial, pero Salenko encontraría su lugar en la historia luego de esa hazaña.

Debutó como futbolista en el Zenit de Leningrado. En 1989 ficharía con el Dínamo de Kiev, hecho que también le valió ser el primer futbolista ruso en Ucrania. Ahí se mantendría cuatro temporadas en las cuales marcó 48 goles.

Para el inicio de la 1992-93 aterrizaría en España para integrarse al Club Deportivo Logroñés. Su primer año no fue para llamar la atención, pero una vez adaptado a la Liga, en su segunda temporada anotaría 17 goles que le valieron la oportunidad de ser convocado para la Copa del Mundo.

Salenko regresó de Estados Unidos convertido en un mito, es más, firmó para el Valencia para la 1994-95 y ahí empezaría el declive de su carrera. Se dice que razones extradeportivas no le permitieron estar en su mejor nivel. Estaría únicamente seis meses, ya que en enero de 1995 ficharía con Glasgow Rangers, donde la suerte tampoco le acompañó. De Escocia pasó a Turquía, firmó con el Instanbulspor, donde buscaría regresar al nivel que alguna vez el mundo le vio. Su aventura turca fue aceptable y triste a la vez; marcó 11 goles pero sufriría una grave lesión en la rodilla que lo mantendría alejado dos años de la cancha.

En un penúltimo esfuerzo por revivir su carrera, Oleg firmaría con el Córdoba Club de Fútbol de la Segunda División española, pero su físico y su fútbol estaban ya muy lejos de ser competitivos, aún para una categoría de ascenso. Todo terminaría en Polonia. Salenko tuvo un muy discreto retiro en el Pogon Szcezin de aquel país, allá por el 2001.

Ya en el retiro se integraría al equipo ruso de fútbol de playa, también tendría participaciones como comentarista para la televisión ucraniana. Después de eso, no hay mucho rastro de él.

Hay un MySpace de Oleg que aparenta ser verdadero. No ha sido actualizado en los últimos años, pero tiene algunas revelaciones curiosas y hasta sorpresivas. Se asume como bisexual, liberal, y su libro preferido resulta ser el Manifiesto Comunista de Marx y Engels. Dentro de sus héroes nombra a Roger Milla, camerunés al que enfrentó el día de los cinco goles en la cancha de Universidad de Standford, en Palo Alto, California.

Como dato curioso, Oleg Salenko es de los pocos jugadores ex-soviéticos que jugaron para dos selecciones distintas luego de la desintegración de la Unión Soviética. Jugó inicialmente en la Selección de la URSS, y luego de la disolución, jugó sólo un partido en la ya nueva Selección de Ucrania en 1992. Como ya todos sabemos, al final se inclinaría por Rusia, Selección en donde viviría el efímero, pero mundialmente conocido éxito.

Oleg Salenko

Comentarios

Your email address will not be published. Required fields are marked *