El buen fútbol lo puso Brasil

La Selección brasileña de fútbol ganó, gustó, goleó y de paso eliminó a los italianos de la Copa Confederaciones, tres goles contra cero, y ya no quisieron hacer otros más. Así fue, ni más ni menos que al Campeón del Mundo, que tuvo una lamentable actuación en este torneo y ha quedado a deber no sólo a sus fanáticos sino al mundo del fútbol en general.

Brasil tuvo una primera mitad fantástica, corriendo, ganando todos los balones y con esa magnífica manera de tocar y pasar el balón, hicieron pedazos a una Italia que se mostró lenta, débil, sorprendida y hasta perezosa, daba la impresión que tenían más ganas de irse a su casa que de mostrar por qué son los actuales campeones del mundo.

Hay selecciones a las que no se le puede permitir este tipo de exhibiciones y una de esas es Italia. Brasil por el contrario sigue siendo una escuadra favorita por encima de cualquiera, incluso de España en mi punto de vista. Esto no quiere decir que los amazónicos tengan en el bolsillo el título de esta Copa, pues sabemos que en el fútbol cuando el balón rueda, todo puede suceder, además de que aún hay un encuentro semifinal previo a lo que ya todo el mundo futbolístico se está saboreando, una final entre el mejor equipo de Europa que es España y el mejor equipo de América que es Brasil.

De resaltar lo presentado por Italia en este torneo. No hay que olvidar que Italia es el Campeón del Mundo y que una actuación como esta es para preocupar. Más allá de haber sido derrotado por Brasil, una potencia mundial, la manera en que fueron arrollados es alarmante. Podremos pensar que para el Mundial el nivel de las potencias será otro e Italia sin duda alguna deberá ser un digno campeón defensor, pero hoy día ha sido decepcionante desde su fútbol hasta su uniforme, que en lo personal y respetando todos los gustos, me parece ¡horrible!, nada que ver con Italia. Realmente un torneo para el olvido en todos los sentidos.

Sudáfrica está mostrando al mundo una previa de lo que será el Mundial de fútbol y hasta el momento me parece no ha sido de lo mejor, pues ha habido quejas y reclamos en aspectos de inseguridad tanto a aficionados como a equipos a los que se les han desaperecido sus pertenencias en algunas de sus concentraciones, para ser claros, a los brasileños.

Si a esto adherimos el mal nivel mostrado por todas las selecciones, excepto Brasil y España, realmente ha sido un examen pobre y poco alentador. La justa mundialista deberá ser muy superior en todos los aspectos y habrá que trabajar mucho para que en el 2010 hablemos de un éxito.

Veremos entonces si la lógica impera y Brasil y España nos deleitan con una final donde muestren lo que hasta ahora han venido realizando. Sólo esta final podrá darnos minutos de calidad y de fútbol brillante, y no es que les deseemos la derrota a los otros semifinalistas, pero es que en verdad el nivel es tan distinto, los jugadores, la calidad y sobe todo y muy importante, los momentos que viven amazónicos e ibéricos actualmente.

Todo sea por el buen fútbol.

FacebookTwitterWhatsAppEmail

Comentarios

Your email address will not be published. Required fields are marked *