Es un niño, sí

Por azulcrema, polariza. Lo aman; lo odian.
La prensa lo infla, otros lo revientan.
Va de «Messi mexicano» a «malísimo» y viceversa.
Impetuoso, atrevido, descarado. A veces decide mal. Es muy joven.
El sábado destacó, lo veían pasar.
Ruleta, túnel…
¡Y cómo le pegaron! Molina casi lo quiebra. Lo aplacó. Se acabó el fútbol.
Lainez es polémica, ilusión, envidia, esperanza.
Es un niño, sí.
Que crezca.

FacebookTwitterWhatsAppEmail

Comentarios

Your email address will not be published. Required fields are marked *