Cuatro Copas

Camina apoyado de bastones para dirigir su cuarta Copa del Mundo como entrenador de Uruguay.
Atrás quedaron cabello negro y elegancia del traje con la orquesta del Enzo.
Hoy aparecen canas y pants con la hiperactividad de Suárez y Cavani.
Desde Italia 1990 hasta Rusia 2018, El Maestro no se dobla.
Si acaso, se sienta. Para eso está la banca, su sitio. Un lugar donde no conoce, hasta ahora, lo que es quedarse en fase de grupos.

FacebookTwitterWhatsAppEmail

Comentarios

Your email address will not be published. Required fields are marked *