La anécdota del retrete

Impacto: la dupla Ro-Ro no jugaría el Mundial de Francia ’98.
Zagallo y Zico -DT y coordinador técnico de la Selección- así lo decidieron. La causa oficial, una lesión en la pantorrilla derecha. Para Romário, hubo mala fe.

Si Romário y Bebeto hipnotizaron en Estados Unidos 1994, para Francia 1998 él y Ronaldo estaban destinados a enamorar. En Brasil ya se hacían con la Copa.

La amargura invadió al crack brasileño y, en represalia, ordenó pintar una caricatura en donde Zico sostenía el papel sanitario a Zagallo, quien está sentado en el retrete. La curiosa imagen se ubicó justo a la entrada del baño de su negocio, Café Gol.

Zico y Zagallo exigieron ser indemnizados por daños de imagen. Ganaron. Romário pagó lo equivalente a 787 mil euros. El asunto no pararía hasta casi diez años después cuando Romário aceptó jugar un partido de estrellas organizado por Zico.

Sin duda la mejor manera de cobrar venganza hubiera sido en la cancha, haciendo goles, pero al parecer, no lo dejaron.

FacebookTwitterWhatsAppEmail

Comentarios

Your email address will not be published. Required fields are marked *