El regreso de la ‘Furia Roja’

Lucha, garra, coraje, ímpetu; España lo tuvo, pero careció de fútbol.
Contra Rusia en Luzhniki vimos un partido lleno de pases insulsos, de intentos tibios y de nula creatividad.
Fueron 120 minutos de fútbol monótono, de chocar con la pared.
El fin de la era del tiki-taka se consumó en Moscú, y España se va con nada, eso sí, rodeada de morbo, escándalo y decisiones absurdas como correr a su DT dos días antes del inicio de la Copa.
Aún cuesta entender cómo el fútbol español se fue desentendiendo, de a poco, de esa manera de jugar que los catapultó a la gloria.
España volvió a ser La Furia, esa que era recordada por su garra, pero nada más.

FacebookTwitterWhatsAppEmail

Comentarios

Your email address will not be published. Required fields are marked *