Marbella Ibarra, su nombre

Mucho ha lastimado la realidad nacional al fútbol femenil.
De las expresiones de machismo y misoginia por la creación de la liga profesional al asesinato de una de sus principales promotoras, la mujer es perseguida por la violencia de la que terriblemente es víctima cotidiana en México.
Y en los golpes que a ella se propinan, nuestra derrota como sociedad. ¡Qué horror!

FacebookTwitterWhatsAppEmail

Comentarios

Your email address will not be published. Required fields are marked *